Bienvenidos a OBJETIVO TRADICIÓN, un proyecto que se basa en el estudio y la divulgación del patrimonio cultural inmaterial tan rico que posee España. Te invitamos a conocerlo a través de los ritos, costumbres, fiestas, tradiciones, folklore... que traemos hasta este espacio. ¡Gracias por tu visita!

sábado, 19 de abril de 2014

"LAS CAÍDAS" DE NOVÉS

 
La Semana Santa en la Comarca de Torrijos, cuenta con un arraigo importante, pues son muchos los pueblos que cumplen con ancestrales tradiciones alusivas a la Pasión, Muerte y Resurrección de Jesucristo. Destacan sobre todo las denominadas “Procesiones de las Caídas”, muy habituales en estos pueblos, sobresaliendo por su antigüedad y vistosidad las de Novés, Carmena y Alcabón, pueblos separados entre sí por pocos kilómetros.

Me detendré especialmente en la localidad de Novés, donde la Semana Santa se vive de una manera especial, gracias al cariño que ponen los novesanos, pues se trata de la tradición más arraigada de este pueblo, que se viene celebrando desde tiempo inmemorial. El testigo pasa de padres a hijos, de generación en generación, impidiendo que Novés pierda esta preciosa celebración. La presencia de las tres cofradías –La Columna, la Preciosísima Sangre, y La Concepción- es fundamental para poder explicar los ritos que componen la Semana Santa Novesana. Tres hermandades con un importante peso por su antigüedad e historia, que se encargan de cada uno de los días grandes de la Semana Santa. La Columna se ocupa de las celebraciones del Jueves Santo, La Sangre de las del Viernes, y La Concepción de las del Domingo de Resurrección.
Destaca de forma especial la indumentaria de los cofrades novesanos, que es única en la zona, y que tiene reminiscencias de vestimentas de siglos pasados. Se compone de una falda plisada y una chaquetilla con botonadura, y la tradicional y característica valona con lazo del color de la cofradía. Así, los cofrades de La Columna visten falda y chaquetilla de color morado con capirote del mismo color, y valona blanca con lazo morado; los de La Preciosa Sangre llevan falda y chaquetilla negras, capirote negro y valona blanca con lazo morado; los cofrades de La Concepción visten falda y chaqueta azul celeste, y valona blanca con lazo azul. La valona es la prenda que da el toque más característico a esta vistosa vestimenta, pues se trata de un cuello grande de encaje que se ciñe mediante un lazo de raso, y que cae sobre los hombros y la espalda y se cruza en el pecho. Se trata de un elemento que probablemente se empezara a usar en el siglo XVI incorporándose a este atuendo novesano, y que quizá fuera traído por los Tercios de Flandes.
Existen varios cargos y personajes en la Semana Santa de Novés que la hacen especial. Se trata de las figuras del Alférez y el Capitán. Cada cofradía cuenta con un alférez, que se trata del hermano de mayor antigüedad. Es la máxima autoridad, al que rinden respeto y homenaje todos los cofrades, pues representa  la pervivencia de la tradición. El Capitán es un niño de corta edad que viste traje militar y que acompaña al alférez, y cuya presencia alcanza el momento culminante en los Oficios del Viernes Santo en el momento de la Adoración de la Cruz. Esta figura la encontramos también en la cercana localidad de Fuensalida, donde estos niños reciben el nombre de Paseantes. El Alférez y el Capitán toman el máximo protagonismo la tarde del Viernes Santo. Juntos avanzan por la nave central de la iglesia portando la bandera y el bastón de mando respectivamente. Avanzan dando tres pasos al final de los cuales se arrodillan y besan el suelo, así hasta tres veces. El Alférez ondea la bandera de la Cofradía de la Sangre y el Capitán lanza el bastón de mando en estas tres genuflexiones. Finaliza este emotivo acto con la veneración de la Santa Reliquia del Lignum Crucis, que atesora el pueblo de Novés con gran devoción y veneración. Las banderas de cada una de estas cofradías son también un símbolo de gran importancia en Novés, pues son protagonistas de uno de los actos más tradicionales de la Semana Santa Novesana: la “puesta de la bandera”. Este acto tiene lugar en cada una de las tres Cofradías, la noche anterior a su salida procesional. La Bandera se coloca en casa del alférez, que se convierte en sede de la Cofradía, desde donde partirán todos los cofrades para dirigirse a los actos de culto.
Dentro de todos los actos que componen la Semana Santa de Novés, cabe destacar por su plasticidad y emotividad la “Procesión de Las Caídas”. Tiene lugar en la mañana de Viernes Santo, a primera hora. En este pueblo aún se mantiene la tradición de hacer sonar la matraca de la torre de la iglesia, en este día en que se rememora la Muerte del Redentor. Pone los pelos de punta escuchar ese repetitivo sonido de los martillos golpeando la matraca, momentos previos al comienzo de la procesión. Los cofrades se dirigen a la iglesia desde la casa del alférez donde se han reunido. Una vez en la iglesia, da comienzo la Sentencia, momento donde el predicador hace una meditación sobre el prendimiento de Cristo, y donde un hombre del pueblo da lectura desde el coro a la Sentencia dictada por Poncio Pilato. Terminada esta da comienzo la procesión, donde la imagen de Jesús Nazareno de las Caídas, portado a hombros por sus cofrades, sale a recorrer las calles de Novés, que por unas horas se convierte en Jerusalén para rememorar el camino al Calvario. En esta procesión, tres niños se encargan de portar instrumentos de la Pasión: el gallo de las Negaciones de San Pedro, la Cruz con las escaleras, y una cruz con el sudario. El Nazareno avanza por las calles de Novés donde tienen lugar sus tres caídas y el encuentro con su Santísima Madre. Esta procesión tiene la peculiaridad de que sus imágenes son articuladas, el Cristo mediante un mecanismo cae de rodillas, y la Virgen mueve sus manos sobre las que lleva un pañuelo con el que enjuga sus lágrimas. Uno de los momentos más emotivos tiene lugar en las cercanías de la plaza del pueblo, donde se encuentran Jesús y su Madre que han venido por itinerarios distintos. En cada caída y en este encuentro, el predicador pronuncia sus sermones desde un púlpito ante la atenta escucha de los asistentes. La procesión continúa y la tercera caída tiene lugar en la ermita del Cristo de la Sangre, que da nombre a esta Cofradía. La comitiva retorna al templo parroquial donde el predicador pronuncia el Sermón del Calvario.
Por la tarde tienen lugar otros momentos de gran participación y significado sentimental para los novesanos. Los Santos Oficios y la Adoración del Lignum Crucis con el ritual que anteriormente hemos visto, el Sermón de las Siete Palabras y el Desclavamiento, momento culmen en que se desclava de la Cruz la imagen articulada del Cristo al que previamente se han quitado los clavos y la corona de espinas. La imagen se deposita en el sepulcro y da comienzo la procesión del Santo Entierro que culmina con el Sermón de la Soledad.
El Domingo los novesanos pondrán broche de oro a su Semana Santa con la procesión del Encuentro de Resurreción, con las imágenes del Resucitado y la Virgen de la Concepción, de la Cofradía del mismo nombre.
Destaca la riquísima gastronomía novesana, típica de estas fechas, que se degusta en todas las casas, y en especial en las de los alféreces que invitan a los hermanos de sus cofradías después de cada culto. Las torrijas, las flores de sartén, las empanadillas de manteca rellenas de yema de huevo, los famosos cortadillos de Novés, el arrope… son el variado abanico de dulces con que nos deleita este acogedor pueblo en los que son sus días más grandes.
Cofrades de la Preciosa Sangre

Cofrades con la típica valona

El gallo de las Negaciones

La Cruz y el sudario

Primera Caída

La Cruz con las escaleras

La Madre al Encuentro con el Hijo

El Encuentro

Jesús se encuentra con su Madre

Y María llora...
*Todos los textos, así como las imágenes y archivos de vídeo son propiedad del autor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada